El glaciar de Nigardsbreen es un brazo del glaciar Jostedalsbreen, la capa de hielo más grande de Europa continental. No es fácil deducir la escala de lo que vemos en una fotografía como esta. La imaginación podría asentarse, quizá, si logramos discernir a la persona que camina en el fondo de la imagen.
Detalle de «AG-K04», una de las seis obras inéditas de Mathias Goeritz que fueron descubiertas, severamente dañadas, en enero de 2018 en un sótano de Granada, España. Actualmente se encuentran en proceso de restauración en el Museo Nacional Centro de Arte Reina Sofía en colaboración con el Kunsthalle Hamburg.
Querétaro, como tantas ciudades de rápido crecimiento, está rodeada de canteras: agujeros tan enormes que podrían contener ciudades universitarias completas. Invisibles desde la carretera, solo pueden apreciarse en su totalidad desde el aire. Excavadoras de increíbles proporciones arañan las profundidades para obtener los materiales que la ciudad necesita para seguir creciendo.
Esta simulación muestra los posibles efectos de la devastación atómica en el Medio Oriente. En la imagen vemos una franja de veinte kilómetros desde la costa mediterránea, cercana a la frontera entre Israel y Egipto. Esta zona sería la más afectada en un hipotético conflicto nuclear reiterativo.
¿Cómo se observa un sentimiento? ¿Puede algo tan indefinible materializarse con absoluta precisión? Las investigadoras Gilovich (chilena) y Van Boven (estadounidense) lograron «representar fielmente eso que nos hace humanos: los sentimientos se sienten de la misma manera, no importa la edad ni la era histórica». Representada aquí, la duda.
La tecnología WDIHS de imagen digital ultrarápida nos permite ver cómo procesan el mundo algunos animales —a través de un implante en su región cerebral conectado vía remota a un superprocesador. Esta es la visión que tiene un alcatraz (Morus bassanus) que está a punto de zambullirse en el mar canadiense a 100 km por hora en caída vertical para cazar sus presas.
Detalle de «Palette», de Anselm Kiefer, 1981, Tate Collection. La obra original es de 4 x 2.9 metros. La imagen aquí mostrada representa un área de 90 x 62 milímetros, extendida a 66 x 46 centímetros. La combinación de técnicas y materiales —óleo, laca, emulsión, papel y clavos sobre lienzo— produce un efecto visual complejo.
Detalle de «Guernica en arena», del artista japonés Lee Mingwei. En la primera etapa de esta obra, un detalle de «Guernica», de Picasso, es reproducido minuciosamente en arena. En la segunda, los visitantes caminan sobre ella. En la tercera (mostrada aquí), el artista barre la arena. Las tres etapas suceden el mismo día.
Ombligo de uno de los modelos en yeso que realiza Fernando Botero para evaluar la viabilidad de sus esculturas. Primero la moldea en barro, luego en yeso, luego en bronce. Los modelos y las maquetas pueden verse en el Museo de los Bocetos en Pietrasanta, en el norte de Italia. Una muestra de la exploración del volumen en el arte contemporáneo.
Un oasis en miniatura: si las caravanas del desierto se detienen en un oasis para descansar y abastecerse, ¿quién se detiene o quién vive en este oasis de playa? La fotografía fue tomada el 14 de mayo de 2016 a las 16:30:39 en el Cantábrico. Pensemos por un momento en todos los elementos de la imagen, en cada grano de arena, en cada célula verde: ¿dónde están ahora?
Exposición en la Galería Libertad de Querétaro, noviembre-diciembre 2018.

You may also like

Back to Top